e-mail: password:  
Documentos para estimular la investigación
Home
Archivo Drogas México
Foro VCD
Biblioteca Cannábica
 
usuario nuevo regístrate
  • Drogas online
    Compleja "red" para distribución al menudeo
    Por: , El Universal, 13 de octubre de 2002.
    Temas: narcotráfico, internet, éxtasis (MDMA), fiestas y raves,
  • “Están buena vibra, chido, alegres y además no te viajan mucho”, es la voz en el teléfono de Rebeca , quien ofrece a través de Internet sus “niñas”, mejor conocidas como éxtasis . Tiene 20 años y es sólo el último eslabón de una compleja red de células de distribución de drogas al menudeo que se ha apoderado de sitios mexicanos y extranjeros en la web.
    ¿Y cuál es el precio de la “niña”?

    Te cuesta 200…, también tengo el LSD en 250.

    ¿Y éstas de dónde te las traen?

    Son holandesas, pero me las trajeron de Monterrey, te aseguro que el producto está garantizado, te dan un buen pasón, es buen material.

    La entrega se realizaría cerca de la glorieta del metro Insurgentes.

    “Pero que sea seguro, sino el material lo vendo hoy en la noche”, dice, y cuelga, no sin antes dejar la aclaración de no llamar al mismo teléfono. Habría otros celulares para guardar la “privacidad”.

    El tráfico de drogas utilizando como herramienta Internet, un fenómeno que invade Europa, ha traspasado las tenues fronteras de la información en línea para llegar a México, donde hoy, a través de la “supercarretera”, y prácticamente en tiempo real, se pueden conseguir desde drogas convencionales como la cocaína y la mariguana, hasta las más sofisticadas como el MDMA o éxtasis , LSD (síntesis del ácido lisérgico), DMT (potente alcaloide similar a la cocaína), hongos alucinógenos y las llamadas smart drugs , o drogas inteligentes, estas tres últimas muy populares en las fiestas electrónicas o raves .

    Quienes se valen de la red para traficar con drogas, saben que el riesgo es mínimo y que están a sólo un enter de cerrar un negocio que les puede redituar millonarias ganancias, prácticamente sin meter las manos, ya que al hacer el pedido vía correo electrónico se solicitan los telefónos del cliente para después contactarle por medio de distintos celulares o telefonía pública. Después se acuerda el precio y la entrega es realizada por un mensajero.

    Muchos de estos e-traffickers , como los cataloga la DEA (Drug Enforcement Administration), actúan en México escabulléndose en chats y conversaciones encriptadas, “colgándose” de servidores en su mayoría extranjeros. O bien pueden actuar a la luz de una página mexicana a la que se puede acceder a través de www.elektrorave.com , autodenominada “el sitio del movimiento electrónico y raver de México”.

    En esta dirección, en la sección de foros, se pueden encontrar tertulias acerca de la cultura de la música electrónica, así como información de estas fiestas, pero en su mayoría es punto de encuentro para “conectar” por medio de correo electrónico, las substancias que se consumirán en los distintos raves .

    “¿Quieres el mejor éxtasis ?, mándame un mail y vemos qué tranza, importado de Amsterdam”, es el mensaje de Psicodelius .

    A lo que Joanna , otro miembro de la comunidad le responde: “Estoy lista para hacer negocio contigo, dices que tienes buen éxtasis . Mándame un mail a (cierta dirección) con los precios”.

    A decir de otro mensaje, la mayoría de las drogas convencionales como la mariguana y la cocaína son provistas por distribuidores que operan en la zona de Tepito.

    “A mí me falta el conecte del éxtasis , el de coca es fácil, yo compro polvo o piedra en Tepito, pero hasta la otra semana, por este medio te contacto cuando vaya y te conecto, no hay problema”. Y firma al calce: PLUR, que significa, por sus siglas en inglés, Paz, Amor, Unidad y Respeto, máxima del movimiento electrónico en el mundo.

    Otras drogas que son muy populares entre los miembros de estas comunidades (jóvenes entre los 16 y los 30 años), son los llamados ajos , drogas sintéticas como el 2-CB o “special K”, un potente sicoestimulante que se prevé desplace rápidamente al éxtasis .

    Aunque los “términos y condiciones” de elektrorave.com , prohíben la entrada a menores de 13 años, y se advierte que “cualquier persona que use este medio para comprar o vender estupefacientes, será expulsada de la comunidad”, la mayoría de los mensajes se refieren a la compra y venta de drogas.

    Estas discusiones se complementan con ligas que se intercambian entre los miembros, mismas que llevan a sitios europeos, tal es el caso de http://www.bluelight.nu , y www.psiconautica.org , en ésta última dirección se pueden encontrar las instrucciones precisas de cómo fabricar cualquier tipo de droga sintética y hasta el lugar en donde se puede conseguir la materia prima en México.

    También se encuentran mensajes de miembros europeos interesados en conseguir alucinógenos mexicanos con quienes, supuestamente, se ponen en contacto expendedores locales para enviárselos. Y mensajes acerca de cómo pasar drogas en los aeropuertos de México, de miembros europeos que continuamente las transportan ocultas en sus equipajes y que necesitan saber de la seguridad en las centrales aéreas para evitar ser detectados por la policía.

    Internet en México: tierra de nadie

    Para el experto en delitos cibernéticos, Julio Téllez Valdez, se observa que es sumamente fácil traficar con drogas por Internet en México, debido a tres factores: el primero, la ociosidad de quienes conocen las redes de información; el segundo, la “virtualidad”, es decir, la idea de que Internet es “tierra de nadie”; y el tercero la falta de legislación.

    Para el también doctor en Derecho Cibernético por la Universidad de Montpelier, Francia, Internet no es propiamente el delito, sino la herramienta con la cual se han apoyado los e-narcos para reducir tiempos de operaciones, optimizar su logística, y con ello aumentar sus ganancias.

    Considera que se debe reducir la edad penal para estos delitos, ya que son cometidos en su mayoría por menores que “juegan al traficante”, y que aprovechan su condición a sabiendas de que prácticamente son inmunes a la justicia.

    Asegura que de no contar con las leyes que permitan frenar esta actividad, se corre el riesgo de que a la par del crecimiento de Internet se multiplique el daño que las drogas pueden causar a los jóvenes.

    Alerta mundial

    Ante tal panorama, en su último informe (2001), la Junta Internacional de Fiscalización de Estupefacientes (JIFE), ya observa como un grave problema el uso de Internet para fines de promoción, venta y distribución de drogas, e invita a los gobiernos a “garantizar la promulgación de normas para combatir este tipo de delitos y establecer agravantes en el caso de tratarse de narcotráfico”.

    Apenas el pasado mes de septiembre, la DEA y el FBI, detuvieron a 115 personas en 87 ciudades de Estados Unidos y Canadá, como resultado de la operación “Webslinger”; los traficantes vendían a través de la red, drogas como éxtasis y ketamina.

    Pero…”Viva la libertad, aunque no les a pase a unos, este es un medio de expresión libre y seguirá siendo así para siempre. Aunque regularan Internet se podrá cambiar la página a un servidor en otro país”, remata un mensaje de Chesbo , dibujando que el inframercado de drogas en la red presenta un panorama oscuro para quienes se inclinan por una posible ley de regulación de Internet en México.

    © 2004 Copyright El Universal-El Universal Online, México

 
 
0 comentarios